Rutina de cuidados dentales

Rutina de cuidados dentales

¿Por qué es importante mantener buenos hábitos de higiene bucal? Te lo contamos aquí

rutina-higiene-dentalA la hora de hablar de las rutinas de salud oral, cada persona y cada boca requieren de necesidades de forma individual. Sin embargo, existen recomendaciones o reglas para los profesionales que no varían según de quien se trate.

¿Por qué es importante mantener buenos hábitos de higiene bucal? No es que los dentistas insistamos en ello por simple hobbie, sino que lo hacemos porque conocemos las diferencias de una boca sana y una que no lo está a falta de una correcta rutina.

Para empezar por lo más básico, los dientes deben ser cepillados en forma correcta y en la frecuencia recomendada por un profesional. El primer paso para cepillarse bien es usar el cepillo de dientes y la pasta de dientes adecuados.

La técnica del cepillado de dientes implica 3 pasos:

  1. Limpieza de las superficies externas: Inclinando el cepillo en ángulo de 45° y barriéndolo suavemente hacia adelante y hacia atrás a lo largo de la línea de las encías por delante y detrás de los dientes superiores e inferiores. Cepillar los seis dientes anteriores de los dientes superiores e inferiores por fuera con movimientos ascendentes y descendentes para eliminar la placa de la encía y la parte posterior de estos dientes.
  2. 2. Limpieza de las superficies de masticación: Con movimientos suaves hacia adelante y hacia atrás, cepillar estas áreas bien para evitar la acumulación de restos de comida.
  3. 3. Limpieza de la lengua: Cepillarse la lengua es importante para la prevención rutinaria del mal aliento.

En Uno Salud Dental siempre recomendamos cepillarse por lo menos dos veces al día, una vez por la mañana y otra antes de acostarse. Puedes hablar con su dentista sobre el cepillado con mayor frecuencia si sientes que sus dientes podrían usar una limpieza adicional.

Estas son algunas recomendaciones para unos buenos hábitos para el cuidado de tus dientes:

  1. Usa enjuagues bucales que eliminen bacterias de tu boca
  2. Cepíllate los dientes al menos tres veces por día y usa hilo dental a diario o con la frecuencia que recomiende tu dentista.
  3. Controla tu prótesis removible. Quítate la prótesis  a la noche. Asegúrate de que las dentaduras postizas se ajusten adecuadamente y de que no provoquen irritación. Límpiela a diario. Pregúntale a tu dentista la mejor manera de limpiar el tipo de dentadura postiza que usas.
  4. Consulta con tu dentista regularmente, especialmente si tienes diabetes o usas prótesis removibles
  5. Presta atención a lo que comes. Prueba limitar tu consumo de alimentos que contienen azúcar. Estos pueden estimular el crecimiento de bacterias.

Escribe un comentario